meRTnwHJxuG6ab9bbd1d6gYFuj8br4TYEKsB7b3zUqc

Dieta Diabetes: Uno de los Factores Más Importantes para Controlar la Enfermedad

La dieta diabetes, es uno de los factores más importantes a tener en cuenta por parte de los diabéticos, si no el más. Si bien es cierto que el ejercicio es determinante, también es verdad que una alimentación balanceada y prescrita por el especialista, es fundamental.

Cómo Debe Ser la Alimentación de los Diabéticos.

Un diabético, sea del tipo I o, bien, del II, debe cuidar su alimentación, como uno de los factores que le permitirán llevar una buena calidad de vida.

La dieta diabetes, en general y sin hacer alusión a dietas específicas, antes que cualquier consideración, debe estar desprovista del azúcar refinado. Este es, por así decirlo, el principal “veneno” para quienes padecen de esta enfermedad sistémica.

De otro lado pero en el mismo orden de ideas, digamos que es muy importante recudir (no eliminar totalmente, porque el cuerpo también los necesita) el consumo de los hidratos de carbono.

En lo que respecta, esta vez, a las grasas, tenemos que también se debe moderar su consumo, sin eliminarlas al 100% porque, de igual manera, el organismo necesita de ellas para funcionar adecuadamente.

Entonces, para endulzar los alimentos, la mejor de las opciones consiste en hacerlo con stevia que, dicho sea de paso, es 100 % natural siempre y cuando, eso sí, nos percatemos de que la marca que estamos adquiriendo, realmente lo sea.

Los restantes edulcorantes o endulzantes, como es el caso de la Splenda, para hablar de uno de los más populares y conocidos, no son muy recomendados por quienes son más amigo de la medicina natural.

Haz Click Aquí Para Ver:  Cómo Hacer Un Almuerzo Para Diabéticos Más Sanos y Efectivos

Lo Que No Se Debe Consumir en Una Dieta Diabetes.

A este respecto, ya hablábamos del azúcar pero, sin embargo, es preciso aclarar que todos los alimentos que estén elaborados con este elemento, se deben evitar, como es el caso del arequipe o “dulce de leche”, las tortas, la galletas dulces, los pasteles y demás.

En lo que tiene que ver con los líquidos, digamos que es más que necesario eliminar las bebidas gaseosas que, todas y sin excepción, están elaboradas con azúcar o, bien, con edulcorantes dañinos para la salud.

En vez de recurrir a estas bebidas, debemos optar por los jugos 100 % naturales, ojalá endulzados con stevia o, de ser posible, sin nada, en vista de que podemos encontrar muchísimos tipos de frutas que son dulces, sin ser perjudiciales para los diabéticos.

En lo que respecta, a su turno, al alcohol, digamos que es uno de los mayores “enemigos” de los diabéticos. Incluso, cuando se trata de un pre-diabético o de una persona que tiene ascendientes que padecen (o padecieron de esta enfermedad en vida) de esta patología crónica, el excesivo consumo de alcohol los puede conducir, perfectamente, a una diabetes tipo II.

Algunos estarán pensando que el alcohol nada tiene que ver con los niveles de azúcar en sangre. Sin embargo y aquí viene el verdadero problema, es que el alcohol se metaboliza como azúcar, una vez está en el organismo.

En fin y a todas estas, una dieta diabetes debe ser rica en frutas y verduras, en el consumo de agua (con ocho vasos al día basta) y, por sobre todas las cosas, equilibrada.

Haz Click Aquí Para Ver:  Conoce Estos 5 Desayunos Para Diabéticos Tipo 2

Leave a Reply